SIMA DE LOS ESQUELETOS (PICO CAROCHE) TERESA DE COFRENTES

SIMA DE LOS ESQUELETOS (PICO CAROCHE) TERESA DE COFRENTES

SIMA DE LOS ESQUELETOS (PICO CAROCHE) TERESA DE COFRENTES

                 

La Sima de los esqueletos fue como la bautice, debido a la gran cantidad de huesos de animales que hay en su interior, para poder descubrir los secretos que escondía tuvimos que bajar con material de espeleología

   

Deslumbra la extraordinaria vegetación de helechos de diferentes especies que surgen de las tinieblas, mostrando sus hojas a los rayos solares que penetran en la sima, siendo regados directamente en las tormentas al encontrarse justo bajo la boca de la sima.La especie vegetal “Tamus comunes”, se aferra al roquedo de la ante sala, buscando la luz solar, mientras que en el fondo de la antesala sobreviven dos especies de helechos. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

MATERIAL BASICO DE ESPELEOLOGÍA

  • Arnés de seguridad.
  • Mosquetones.
  • Deslizador.
  • Cuerda de escalada/descenso.
  • Martillo y clavos de anclaje de seguridad.
  • Casco con linterna
  • Linternas halógenas.
  • Aparatos de medición.
  • Cuaderno de notas.
  • Cámara de fotos y videograbadora.
  • Trípode.
  • Bolsas para recogida de muestras.

                                        

 La sima de los esqueletos es un lugar virgen, de difícil localización muy próximo al pico Caroche (Teresa de Cofrentes), de una altitud de 1.126 m sobre el nivel del mar, esta situada horizontalmente entre una cordillera de montes ,alejado de caminos forestales , resulta casi imposible localizar su ubicación. Agosto/1986.

                 

El dorso del helecho de la especie “ Asplenium Scolopendrium”, nos muestran unas esponjas que en un primer momento parecen desarrolladas para aferrarse a las rocas cavernícolas, pero después de haberlas estudiado hemos descubierto que se tratan de esporas de reproducción, por las que esta especie sobrevive en estas condiciones de humedad y temperatura estable durante todo el año.  

 

 

 

 

 

 

 

 

  

NOTAS DE CAMPO

La gran antesala de la sima nos conduce a una caverna, bajando una pendiente del 30 % aproximadamente, estando el suelo cubierto por rocas, desprendidas del techo de la sima, así como, de fragmentos del estrato superior de la cueva, al caminar entre el sustrato pétreo se observa un gran numero de huesos de animales que se despeñaron o quedaron atrapados en la trampa natural en que se convirtió la sima, entre los restos se pueden diferenciar: cabras monteses, zorros, liebres y tejones.

 

 

 

 

 

 

 

Diversa fauna cavernicola.

 

Inscribimos mi hermano Enrique y yo el nombre de nuestro padre descubridor de esta sima, en una cortina calcárea en el interior de la cueva, como recuerdo de la fecha en que fallecio. Julio /2002


Variedad de Helecho en hoja con doble lengua.

                                                                                                                                                                            Agosto/2011